Pareja

¿No consigues pareja? La razón te dejará en shock-3

410_pareja-brava
Escrito por Solangel Rodriguez

El estar desesperadamente buscando el amor de tu vida lo que hace es alejar la posibilidad de que el te encuentre.
Humberto Montes

Uno de los fenómenos más comunes que vemos en nuestra sociedad moderna es la creciente cantidad de personas que llegan a una edad madura y permanecen solos, algunos por elección propia y otros porque según sus propias palabras “no consiguen pareja”

Es común sobre todo escuchar en las mujeres frases como “los hombres buenos se acabaron, o están comprometidos o son del otro equipo” otras no ocultan su resentimiento cuando dicen “todos son iguales” o “todos son unos perros” o “lo único que quieren es sexo”
Desafortunadamente muchas de ellas hacen este tipo de juicios fundamentados en sus experiencias pasadas; el dolor que les produjo este evento las marcó de tal forma que permitieron que esto se instalara como una creencia inamovible en su mente y en su conducta.

El estar repitiendo continuamente estas afirmaciones es la principal causa de la soledad para muchas de ellas, pues por aferrarse a estas creencias, no se permiten descubrir cuál es la verdadera causa de su soledad, la cual en la mayoría de los casos, está originada en eventos pasados que en el momento actual están inconscientes y controlan la conducta de la persona, sin que ella sepa, que más que echarle la culpa a las condiciones externas, lo mejor para ella es revisar y sanar la causa emocional que la mantiene alejada de tener una relación enriquecedora.

La más común de las causas de la soledad es resentimiento hacia el papá, bien sea por maltrato físico, emocional, psicológico, abandono, o por haber presenciado durante la niñez el sufrimiento de la mamá al ser maltratada por él. También aunque el papá no fuera maltratador, pudo afectar a la niña al no ofrecerle el amor que ella esperaba, esto le afecta a tal punto que es determinante al momento de quedarse sola o elegir pareja, escogiendo hombres que le recuerdan o repiten lo que el papá le hizo sentir de niña.

Bajaré en la próxima parada. Deja que fluya

Otra causa inconsciente es el no querer renunciar a la independencia y a la autonomía. Me he encontrado esto como una causa muy común en personas que asisten a mi consulta privada, sobre todo en aquellas mujeres ejecutivas que han logrado un buen nivel de vida por sus propios esfuerzos.

Aunque externamente dicen que desean establecer una relación sólida y a largo plazo, por dentro no están dispuestas a renunciar a los privilegios de la soledad, como el no tener que rendirle cuentas a nadie, el poder disfrutar del espacio de su hogar a sus anchas, el no tener que adaptarse a las mañas y costumbres de ese “intruso”. Este tipo de personas les encuentran todos los “peros” a los posibles candidatos, descalificándolos hasta por el más pequeño detalle cuando ven que se están empezando a enamorar de él. Algunas de estas mujeres exitosas en lo laboral o económico ven reducidas sus posibilidades de encontrar su pareja, pues el candidato debe tener un nivel económico superior o igual al de ellas, lo cual es la excusa perfecta, pues por la profesionalización de las mujeres y por sus capacidades han desplazado a los hombres de cargos y puestos que les generaban estatus y poder. Algunas de ellas establecen relaciones con hombres comprometidos o que no quieren comprometerse o mantienen relaciones virtuales con personas que están lejos, para así reafirmar la creencia que dirige su vida “Es que ya no hay hombres”

La mujer que no se quiere comprometer es exigente y tiene un estándar muy alto para la persona que espera en su vida, ella ha sido educada con la expectativa del “príncipe azul” y con la ilusión de tener un hogar perfecto con todo lo que ello implica. El estar mentalmente creándose la fantasía de una vida perfecta, hace que postergue el compromiso y que deseche fácilmente todo opción que no sea semejante a esa fantasía.

Sentir rabia por una traición o un fracaso anterior también bloquea la apertura a nuevas relaciones, cuando cargamos con el peso por no haber perdonado, esa imagen de traición se convierte en el filtro que aísla a la persona y le hace rechazar cualquier opción sin saberlo.

En la mayoría de los casos el amor de tu vida puede estar más cerca de lo que piensas, y sin embargo el mantener esta actitud de resentimiento nubla la posibilidad de que lo puedas reconocer. Un ejemplo de esta situación es el caso de María que llegó a uno de los talleres que ofrecí llamado “Porque no consigo Pareja” aunque ella tenía deseos de encontrar a su amor, aun mantenía creencias negativas acerca de los hombres, originados en experiencias dolorosas de relaciones anteriores, y en su postura corporal se notaba una actitud cerrada y poco optimista respecto a este tema.

¡No pierdas el tiempo con el hombre equivocado!

Menos de 3 semanas después del taller recibí esta nota que publicó con su permiso y la cual solo le he modificado los nombres para preservar su privacidad:

“Querido Humberto desde mi corazón deseo te encuentres perfectamente bien! Te cuento que estoy saboreando el encuentro con mi alma gemela la persona de la cual te hable y que había conocido desde Febrero del 2009 pues fue mi profesor en una maestría que hice, de ese tiempo hasta ahora el nos envía a todos sus ex alumnos unos mensajes de motivación hermosos cada lunes al iniciar las semanas era el único contacto que teníamos después de culminada la materia que impartió; pero desde q lo conocí llamó mi atención y hasta mi papá que también hizo la misma maestría noto que yo tampoco le era indiferente a él, pero yo me negué tal posibilidad por respeto al hecho de ser mi profesor así pasó el tiempo y no lo vi más desde hace ya un año y hace poco note que pasaron dos semanas ya casi la tercera y no recibía el acostumbrado mensaje de los lunes razón por la que me atreví a enviarle yo un mensaje diciéndole con todo respeto que extrañaba sus mensajes. El me pregunta -¿quién eres? perdí mis contactos- y yo le contesto soy -María profesor- de allí el contacto fue más frecuente y nuestras conversaciones más amenas. Fue unos 5 días aproximadamente después de ir al taller de Por qué no consigo pareja, que de repente él se animó a hablarme de una forma más insinuante y yo correspondí hoy ya estamos saliendo yo feliz y agradecida de tenerlo junto a mí, porque es un hombre tal y como lo pedí, también maravillada con todo esto porque hace dos años y medio lo conocí siempre estuvo solo disponible con el mismo sentimiento hacia mí y es ahora cuando por fin se materializa nuestra unión, yo sentí en esa oportunidad la atracción y por temor no dije nada y ya por fin hoy estamos juntos y plenamente enamorados. Se te Quiere Muchísimo y que Dios te Bendiga!”

El caso de María refleja como la respuesta que buscamos está más cerca de lo que esperamos, y cuando dejamos nosotros mismos de ser el obstáculo, esa respuesta se hace evidente ante nuestros ojos.

El no cerrar ciclos y tener una relación “pendiente” con un antiguo amor, pero que no se concreta, mantiene a la persona en un estado de expectativa que no le permite tomar en serio la alternativa de comprometerse o de valorar la relación actual, si es que la tiene; esta es una de las razones de una situación común y que es derivada de la adicción a la infelicidad que padecemos en alguna medida los seres humanos y es “amas a quien no te ama y te ama quien no amas”

La baja autoestima es otra de las causas principales para no encontrar pareja, pues las personas que la padecen viven ocultas y hacen lo posible por no hacerse notar, se descalifican continuamente a sí mismas diciéndose mentalmente cosas como “Quien se va a fijar en mí habiendo tanta mujer bonita en la calle” “Soy muy poca cosa para el” “Nadie se fija en mi” etc. Aunque esta persona pueda ser atractiva o resultarle atractiva a alguien, el estado de negación de su propio valor personal, no le permite darse cuenta de sus cualidades, por lo tanto las oculta y no las desarrolla, haciéndose invisible al mundo exterior y a cualquier posibilidad de encontrar la pareja ideal en su vida.

Las personas con baja autoestima tienden a adoptar una actitud crítica hacia las personas que han obtenido lo que a ellos les falta, se expresan con frases denigrantes que reflejan la envidia y la impotencia que sienten de ver que los demás si pueden y ellos no.

Hay otras causas menos comunes como el apego por los amigos, las mascotas, el temor al embarazo y a la responsabilidad de sacar una familia adelante. El tener actitudes masculinas, como por ejemplo emparejarse con los amigos a beber, usar sus palabras y vocabulario soez, también ser demasiado seria acabando de conocer a la persona, dándole a entender que quiere tener una relación seria y definitiva sin haberse enamorado siquiera de la persona con la que está saliendo. Exhibirse en exceso o ser demasiado recatada son extremos que dan señales equivocadas acerca de tus verdaderas intenciones.

El estar buscando desesperadamente al amor de tu vida lo que hace es alejar la posibilidad de que el te encuentre.

Hay una actitud particular que he observado en muchas mujeres y es la de no tener ninguna relación hasta no estar completamente segura de que es la persona adecuada. Hay un desgaste en este tipo de personas ya que usan esta frase “estoy cansada de besar tanto sapo” Si es este tu caso déjame hacerte una pregunta: ¿cómo vas a saber si es la persona adecuada si no te permites conocerla? ¿Será posible que la razón por la que te toca besar “sapos” es que precisamente estos son los que te atraen? ¿Qué pasaría si te permites fijarte en otro tipo de hombre?

Un estudio publicado recientemente afirma que a las mujeres les atraen más los hombres arrogantes y serios que los hombres que se muestran felices, la razón es que este tipo de hombre según el estudio es un buen proveedor, sin embargo estas personas comúnmente son aislados emocionalmente y son los que hacen “sufrir” más a la mujer a largo plazo porque su enfoque esta en el producir dinero más que en conectarse emocionalmente.

El universo solo es abundante para aquellos que creen que lo es”
Humberto Montes

¿Qué hacer?

Tal como el dinero, la pareja es posible para ti si crees fuertemente que así es. Es obligatorio que comiences a sentirte merecedora de amar y ser amada; dejar de estar repitiendo estas frases que reafirman lo que no quieres es un primer paso, pues a donde va tu atención allí estás tu, y en eso te conviertes; y las experiencias del pasado no tienen porque repetirse indefinidamente si no lo deseas; en cambio cada vez que te sientas tentada a repetir una frase de estas puedes sustituirla por una que afirme lo contrario: “Me abro al amor” “Estoy atrayendo el amor de mi vida aquí y ahora”

Perdonar a tus padres, a aquellos que te hayan traicionado o abandonado no es un trabajo fácil, sin embargo si es posible realizarlo si lo deseas y te dejas apoyar, puedes buscar ayuda terapéutica para que sanes todo aquello que sepas que debes sanar y también aquello que permanezca oculto, un terapeuta calificado podrá ayudarte a dar un salto cuántico en tu proceso personal; acceder a literatura y talleres relacionados con el tema como LIBERANDOME DEL SABOTEADOR INTERNO, han marcado un antes y un después en la vida de muchas personas; también lo puede hacer en la tuya.

Los seres humanos no nos enamoramos de otros seres humanos, lo que realmente amamos es la imagen que fabricamos en nuestra mente de esa persona, no es posible encontrar un ser humano que cumpla con el 100% de esa imagen, porque esa imagen esta en nuestra mente, no en la persona que la representa. Esta es la principal fuente de frustración en las relaciones, pues es inevitable que en el corto plazo la persona comience a dar señales que lo hacen ser diferente de la imagen. Entender esto es liberador, pues te da la oportunidad de aceptar y aprender a amar realmente a la persona más que a la ilusoria imagen que tienes en tu cabeza. Entender que los príncipes azules no existen te da un margen más amplio para aceptar a las personas como son, no como tú crees que deberían ser.

Si estás sola puedes comenzar por hacer un espacio en tu vida y en tus hábitos para que sea ocupado por esa persona que tanto anhelas, dormir a un lado de la cama y no en el medio, sacar a tu mascota, a tus peluches o a un hijo o hija de la cama es muy útil; abrir espacio en el closet, y no sentir vergüenza de que los demás sepan que quieres ser encontrada por el amor, además de sincerarte contigo misma y admitir tu debilidad, hace que crees un campo fértil para que pueda florecer el amor.

Humberto Montes
Coach, Master PNL
Facilitador, conferencista, terapeuta.
Twitter @humbertomontes
www.humbertomontes.com.ve
www.humbertomontes.es.tl
facebook: Humberto Montes Sánchez

Acerca del autor

Solangel Rodriguez

Nacida en República Dominicana. Lic. en Administración de Empresas con Maestría en Banca y Asesoría Financiera. Diplomado en Gestión Humana. Me fascina la lectura de libros de desarrollo personal, de salud, dietas y de pareja.

Deja un Comentario