Familia Pareja

Te fue infiel. ¿Puedes perdonarlo?

i-beg-your-pardon-927746_1920
Escrito por Solangel Rodriguez

Es relativo. Si tu pareja aceptó el hecho de que fue infiel, no te ha disminuido frente a terceros, quiere volver a empezar contigo, quiere cambiar y su acto no es repetitivo. Podrías pensar en perdonarlo. Pero también este punto es relativo. Si consideras que puedes pasar página y soportarlo y no vas a estar mencionando siempre lo mismo, volviéndote loca, acosándolo, disminuyéndolo por lo que paso y realmente vas a perdonar y continuar tratando de que funcione: es mejor no perdonar. Pero si por el contrario estás dispuesto a perdonar y a intentar que la relación funcione sinceramente sin incurrir en ninguno de los acápites mencionados: si puedes pensar en perdonarlo.

Entendamos que no vas a olvidar lo pasado. Estarás en tu recuerdo. Pero perdonar es recordar sin dolor, recordar sin esa carga negativa y frustrante que conlleva una infidelidad.

Además no es lo mismo una noche de placer que una persona que lleva relaciones paralelas y con que tiene sentimientos afectivos por ambas parejas.

Por lo regular decimos: Si mi esposo fuera infiel NO lo perdonaría. Pero cuando eso sucede en realidad, nos llenamos de dudas. Es difícil echar por la borda toda una vida con una persona, con los sentimientos y experiencias que eso conlleva. También es fácil para una tercera persona aconsejarte que no lo perdones.

Lo importante es no tomar ninguna decisión en el momento de la cólera y no hablar con terceros. Al menos que sea un psicólogo, sacerdote o pastor que pueda ayudarte. Ni tus amigas, familiares, padres, hermanos deben inmiscuirse en tus decisiones.

Pero ¿cómo puedo perdonar la infidelidad?

Primero: debes saber que tienes que hacer borrón y cuenta nueva. Nada de recordar el pasado, nada de acoso. Debe haber mucha comunicación en la pareja para poder superar una situación como esta. También toma en cuenta, que aunque parezca No se acaba el mundo y esta situación es más común de lo que parece. Si otros han podido superarla. Tu también puedes.

Tu no estas solo en esta situación. Mira a tu alrededor mucha gente, familiares, amigos, hijos que te aman. Además Dios también está a tu lado siempre. El Salmo 23 nos dice que aunque estemos en aguas tranquilas o estemos en lugares pantanosos, El Señor está con nosotros.

Claro que puedes afrontar esta situación y superarla y tal vez sea el inicio de una vida plena. El Señor te dice en Filipenses 4. 13. Todo lo puedo en Cristo que me fortalece. Repite esta frase en cada momento. Puedo superar esta situación porque todo lo puedo en Cristo que me fortalece y relee el salmo 23 cuantas veces lo necesites.

El señor puede sanar tus heridas. Solo tienes que depositarte en sus manos amorosas y pídeselo con fe. Mateo 7.7 nos dice: pide y se te dará, porque el que pide recibe,el que busca encuentra y el que llama se le abrirá la puerta.

Pasos para que sea factible el perdón:

  1. Admitir que se ha cometido un error, aceptando la culpabilidad sin buscar excusas.
  2. Reparar el daño causado buscando ayuda emocional, espiritual, entender que se ha perdido la confianza y tiene que volver a ganársela.
  3. Se honesto ya que si eres honesto. tu pareja podrá volver a confiar en ti.
  4. Desear permanecer en familia, muchas parejas deciden darse una oportunidad por los hijos. Porque desean que sus hijos crezcan felices en una familia unida. Si ambas parejas tienen este anhelo es posible darse una nueva oportunidad. Siempre y cuando se cumplan los 3 pasos anteriores.

Entiendo que la decisión de perdonar no es fácil, nadie ha sufrido lo que tu estas sufriendo, nadie entiende exactamente tu dolor. Pero es posible. Tu puedes lograrlo. No por beneficiarle. Sino porque el perdón te libera. Es como si estuvieras preso y cuando perdonas empiezas a ser libre. Date la oportunidad de ser libre en este momento.

Acerca del autor

Solangel Rodriguez

Nacida en República Dominicana. Lic. en Administración de Empresas con Maestría en Banca y Asesoría Financiera. Diplomado en Gestión Humana. Me fascina la lectura de libros de desarrollo personal, de salud, dietas y de pareja.

Deja un Comentario